miércoles, 1 de junio de 2011

Efemérides del mes de junio


Por Sabino Barroso Pimentel
01 de junio de 1816. El Libertador Simón Bolívar desembarca en Carúpano con los barcos y pertrechos que trajo de Haití, gracias a la magnanimidad del pueblo haitiano y de su Presidente Alexandre Petion, en la que se conoce como Expedición de los Cayos de San Luis.
Los patriotas fondearon el 31 de mayo en Carúpano, Bolívar conmina a los españoles a la rendición, el comandante español de la plaza se niega, y el Libertador ordena el desembarco de sus fuerzas, el 01 de junio, bajo el mando de Santiago Mariño, quien dividió a sus hombres en dos grupos bajo las órdenes de Manuel Carlos Piar y de Carlos Soublette. Luego de dos horas de combate, los patriotas toman las posiciones realistas de las alturas, lo que obliga a los españoles a huir a Casanay.
Bolívar, ese mismo día, decreta la libertad de los esclavos que se incorporen a la causa de la Independencia.
02 de junio de 1866. Muere en Caracas, la heroína venezolana María Luisa Cáceres Díaz (Luisa Cáceres de Arismendi), esposa del bravo e ilustre Prócer de la Independencia, General Juan Bautista Arismendi.
Esta gran heroína, hija de José Domingo Cáceres y doña Carmen Díaz, formó parte de la Emigración a Oriente, compuesta por familias patriotas que huyeron de Caracas ante la inminente llegada del Azote de Dios, el sanguinario José Tomás Boves. Luisita, se residencia en Margarita, en donde la conoce Juan Bautista Arismendi, quien se prenda de ella, entonces una bellísima mujer de porte señorial y de considerable estatura pero… de apenas 15 años. No obstante el joven viudo Coronel Juan Bautista Arismendi, la pide en matrimonio y casa con ella.
En 1815, siendo su marido Gobernador de la Isla de Margarita, el general español, Pablo Morillo, llega a las costas de Venezuela, con la más poderosa escuadra realista nunca vista, el acoso contra los Patriotas se hace más severo e implacable. En septiembre de 1815, se ordena la aprehensión de Arismendi, pero éste escapa con uno de sus hijos. El 24 de septiembre, la valerosa Luisa, embarazada como estaba, es tomada como rehén para forzar la entrega de Arismendi. La heroína es encerrada en un lúgubre calabozo del Castillo de Santa Rosa en la Asunción, donde es sometida al suplicio de los vejámenes y maltratos de la soldadesca española, mas la Patriota no accede a lo que se pretendía; pedirle a su esposo que se entregue.
A la sazón el General Arismendi tenía en su poder a varios jefes españoles, por lo que el jefe realista Joaquín Urreiztieta le propone al Patriota el canje de los prisioneros por su esposa, la oferta no es aceptada y el emisario recibe una respuesta rotunda e inequívoca: ¡Dígale a su jefe que sin Patria no quiero esposa! Los españoles replican con la retaliación y empeoran las condiciones del cautiverio de la heroína. Los patriotas se lanzan a tratar de tomar la fortaleza, pero fracasan. Luisa Cáceres, que se esperanzó al oír el fragor de la refriega, se derrumba al oír todo en calma. Es sacada de su encierro para que camine entre los cadáveres de los patriotas. El 26 de enero da a luz una niña que nace muerta debido a las torturas y al rigor del cautiverio.
Las vicisitudes de la heroína no terminan ahí, el 22 de marzo de 1816, es enviada a La Guaira, y por temor a las sucesivas victorias de los patriotas se ordena su traslado a Cádiz para donde es embarcada el 03 de diciembre. Pero, el barco es capturado por unos piratas que se apoderan de la carga, y abandonan a los pasajeros en la isla de Santa María en las Azores.
Logra arribar a Cádiz el 17 de enero de 1817. Las autoridades de Andalucía molestos por la arbitrariedad de los mandos realistas de Venezuela, le otorgan categoría de confinada e incluso se le da una pensión para su sostén. No obstante, pretenden que firme un documento donde declaraba su lealtad al Rey de España, le solicitaba la rendición a su esposo y renegaba de su condición de Patriota, ella por supuesto que se negó rotundamente, señalando que la obligación de su marido era luchar por la Libertad de su Patria. En 1818 recibe ayuda para salir de España. El 03 de mayo arriba a Filadelfia en donde conoce a la familia del General Lino de Clemente que le brinda una ayuda incondicional.
Arismendi, quien ya había liberado a Margarita envía por ella en 1818. Es trasladada a la isla adonde llega el 26 de julio de 1818. Vivió en Caracas hasta el día de su muerte, con el gran regocijo de haber visto a su Patria libre. Un cuadro con su figura, supuestamente de Emilio Jacinto Mauri, se encuentra en el Salón Elíptico del Palacio Federal de Gobierno, el Capitolio, donde sesiona la Asamblea Nacional. En La Asunción hay una plaza y una estatua de nuestra gloriosa Heroína Luisa Cáceres de Arismendi.
Luisa Cáceres de Arismendi, es la primera mujer cuyos restos fueron trasladados al Panteón Nacional (24 de agosto de 1876). La Revolución Bolivariana la honró y la honra adornando los billetes de Bs. 20,00 con su hermoso rostro y por demás es la primera imagen de mujer que es usada para engalanar un billete venezolano. Y la página del PSUV Baruta, con esta reseña incompleta, también aspira honrarla, como trataremos de honrar a todas las grandes Heroínas venezolanas, porque ellas se lo merecen todo.
No debe pasarse por alto que estos billetes revolucionarios obtuvieron el primer premio al Mejor Diseño, concedido por la International of Currency Affairs (IACA). Destacaron de estos billetes; para lograr el premio; su diseño vertical, su colorido, las figuras de los rostros de los precursores, nuestros orígenes étnicos (Simón Bolívar, Simón Rodríguez, Luisa Cáceres de Arismendi, Guaicaipuro, Negro Primero y Francisco de Miranda), y la inclusión de la fauna en peligro de extinción (el Cardenalito, la Tortuga carey, el Oso frontino, el Águila arpía, el Cachicamo y la Tonina). No obstante, la ultra derecha venezolana se burló a rabiar de la emisión de estos billetes correspondientes al nuevo bolívar fuerte. Uno de sus representantes el periodista Roland Carreño, sus colegas Angola y Quico, ridiculizaron inútilmente desde Globoterror, y hasta más no poder, estos nuevos billetes… Dios castiga
02 de junio de 1847. El presidente José Tadeo Monagas, conmuta la pena de muerte a Antonio Leocadio Guzmán por destierro. De Guzmán puede decirse que en 1825, es encargado por Páez para ir a Lima, a convencer a Bolívar de que asumiera la monarquía, Bolívar dijo que Colombia no era Francia ni él era Napoleón. Este Guzmán, en 1827, fungió de escribiente de la Secretaría de Bolívar, lo que no le impidió, al ser ministro del Interior, firmar los decretos que extrañaban del país a los partidarios del Libertador. Fue fundador del periódico El Venezolano, que divulgaba las ideas del partido Liberal del cual fue uno de sus creadores. Fue candidato a la presidencia de la República, por los liberales y la popularidad que tuvo le ganó el odio de sus contrarios; los conservadores. Acusado de conspirar contra la República es condenado a muerte. La esposa de Guzmán se arrojó, bañada en llanto, a los pies de Monagas, quien conmovido le perdona la vida a Guzmán.
Antonio Leocadio Guzmán fue una real veleta de la política; de bolivariano pasó a perseguir a los partidarios del Libertador. Fue separatista y, después, en Bogotá fundó el periódico El Colombiano, desde el cual abogaba por la reconstrucción de la Gran Colombia. Fue ministro de Páez, y al cesar como ministro, conspiró contra el gobierno del llanero. Y… reclamó, sin éxito, al Perú el millón de pesos que su Congreso le concedió a Bolívar.
Para remate, fue o es el padre de Antonio Guzmán Blanco (a) El manganzón, aunque él, Guzmán Blanco, se hacía llamar El ilustre americano, El autócrata civilizador, El regenerador y pacificador
02 de junio de 1962. Se produce el Porteñazo, un movimiento revolucionario en Puerto Cabello, se rebelan el batallón de la Infantería Marina, la Base Naval de ese puerto y el destructor Zulia, en manifiesta repulsa al gobierno adeco-copeyano… una expresión del descontento popular contra Betancourt.
Al frente de los rebeldes estuvieron el Capitán de Navío Manuel Ponte Rodríguez, el Capitán de Fragata Perucho Medina Silva y el Capitán de Corbeta Víctor Hugo Morales. Entre los numerosos civiles que participaron en esta intentona se contaban Manuel Quijada, Gastón Carballo y Germán Lairet. La marina de guerra y la infantería de marina eran el núcleo del fervor revolucionario. Recuérdese que, el Contralmirante Wolfgang Larrazábal fue el presidente de la junta de gobierno a la caída de Pérez Jiménez.
De ese alzamiento permanece en la memoria histórica de Venezuela, y del mundo, la fotografía tomada por Héctor Rondón, en la que se ve al sacerdote Luis María Padilla, en medio del tiroteo, sosteniendo en sus brazos en La Alcantarilla, a un soldado herido. Esa foto le dio la vuelta al mundo y se hizo merecedora del Premio Pulitzer, máximo galardón del periodismo de los Estados Unidos. El día siguiente, 03 de junio, se libra la batalla de la esquina de La Alcantarilla, donde fue tomada la fotografía sobredicha, en este combate las fuerzas del gobierno mordieron el polvo de la derrota, por una  torpeza del comandante de las fuerzas gubernamentales, coronel Alfredo Monch, quien envió una columna de tanques del Batallón Carabobo, a avanzar por las calles de Puerto Cabello y cayó en una emboscada que les tendieron las fuerzas patriotas, hubo más de 40 muertos.
Se calcula que en total hubo unos 400 muertos y como 700 heridos, entre soldados, infantes de marina y civiles combatientes, los últimos fueron señalados de ser militantes del Partido Comunista de Venezuela (PCV). Las cifras oficiales de las bajas nunca fueron dadas a conocer.
03 de junio de 1799. Son ahorcados y bárbaramente descuartizados algunos de los participantes de la conspiración de Gual y España, en La Guaira; el sargento José Ruiseñor, el artillero José Narciso del Valle y el albañil Juan Moreno, y en Caracas; el soldado Manuel Pino y el cabo Agustín Serrano. Como se dijo, después de haber sido ahorcados fueron brutalmente descuartizados.
03 de junio de 2003. La Sala Constitucional del Tribunal Supremo de Justicia denegó a la extinta Radio Caracas Televisión y a Televen, un recurso de amparo para que no siguieran su curso los procedimientos administrativos abiertos en su contra por el Ministerio de Infraestructura y Comunicaciones.
03 de junio de 1818. Bajo el primer gobierno de Antonio Guzmán Blanco, el Septenio, se realiza el primer censo en Venezuela, que arrojó como resultado un total de 1.784.192 habitantes. Este resultado es muy dudoso, pues, se realizó en apenas tres días y el personal que levantó ese censo no estaba suficientemente preparado.
03 de junio de 1979. Se efectúan las primeras elecciones de Ediles, en Venezuela…
04 de junio de 1797. Ocurre la fuga de Juan Bautista Picornell, Manuel Cortés Campomanes, Sebastián Andrés y José Lax, cabecillas de la Revolución de San Blas, en España, conspiración que pretendía dar término a la monarquía, el día de San Blas, 03 de febrero, en 1796, que fue abortada por una delación, los evadidos fueron remitidos a purgar su pena en Venezuela. Empero, con la fuga se unen a la fracasada Conspiración de Gual y España, fracasada… por la delación del barbero Rada.
04 de junio de 1830. Es asesinado vil, cobarde y canallescamente, el Gran Mariscal de Ayacucho Antonio José de Sucre, ¡Santo Dios! ¡Se ha derramado la sangre de Abel!... La bala cruel que le hirió el corazón, mató a Colombia y me quitó la vida, exclamó Bolívar, al enterarse del hecho.
Sucre fue baleado por sicarios al servicio de la oligarquía enemiga del Libertador, quien se había retirado de toda actividad pública y, era de suponer por propios y extraños que su heredero era Toñito Sucre, lo que concitó, contra él, el odio y la animadversión de los anti bolivarianos, por lo que no es muy difícil de inferir que ese fue el resorte que precipitó la muerte del bravo cumanés, en la montaña de Berruecos, Colombia, de manos de sicarios, como se dijo; los autores materiales convictos y confesos fueron: Apolinar Morillo, Juan Cuzco, Andrés y Juan Rodríguez.
Y, aunque ese crimen aún está rodeado de misterio, no es necesario ser un avezado investigador para saber que el principal autor intelectual del asesinato de Sucre fue el general colombiano José María Obando, quien posteriormente, en 1853, fue presidente de Colombia. Ese crimen aún está rodeado de increíbles y paradójicos detalles. Las sospechas contra Obando no fueron comprobadas, pero en un artículo publicado en el periódico El Demócrata, de Bogotá, tres días antes del asesinato del Gran Mariscal de Ayacucho, se dijo: Puede que Obando haga con Sucre lo que no hicimos con Bolívar... Lo paradójico es que, ante la inminente muerte de Obando, el sacerdote que le fue a dar la extremaunción le preguntó que si se arrepentía de sus pecados, y Obando, al responder que sí, le preguntó su nombre al cura y éste le respondió; mi nombre es Antonio José de Sucre, se trataba de un sobrino del héroe de Cumaná, que había tomado los hábitos.
04 de junio de 1905. Nace en Caracas el gran venezolano Armando Zuloaga Blanco. Este joven estudiante de Derecho, en la UCV, era miembro de la Federación de Estudiantes de Venezuela (FEV), federación que se oponía a la cruenta dictadura del Bagre, Juan Vicente Gómez. La celebración de la Semana del Estudiante, en los carnavales de 1928, es aprovechada por los jóvenes para, en el momento de la coronación de la Reina del Carnaval, Beatriz I, invitar a Pío Tamayo, introductor de los estudios del socialismo en Venezuela, a leer un poema que la dictadura gomecista calificó de subversivo, por lo que, Tamayo y los directivos de la FEV, son encarcelados en La Rotunda y luego en el Castillo de Puerto Cabello, entre ellos estaba Armando Zuloaga Blanco.
El joven Zuloaga Blanco es expulsado del país y marcha a París, en donde se une a la que después se conocería como Expedición del Falke, al frente de la cual estaba el general Román Delgado Chalbaud, antiguo colaborador de Gómez, Delgado pasa a combatir al dictador desde 1913, cuando Gómez suspendió un proceso electoral. El general Delgado Chalbaud, purgó 14 años de presidio en La Rotunda.
Al producirse el desembarque del Falke, rebautizado como General Anzoátegui, las fuerzas represivas de la dictadura estaban esperando a los complotados y hasta se usó, por vez primera, una flotilla de aviones para reconocimiento. En esa acción muere Armando Zuloaga Blanco, limpio ejemplo de juventud valiente y patriótica, tan, pero tan diferente a los cobardes, de esa generación del 28, que, después de Pérez Jiménez, nos desgobernaron aplicando métodos peores que los de Gómez.
05 de junio de 1962. Se desata una feroz persecución, del régimen de Rómulo Betancourt, contra los militantes de la revolución, los detenidos pasaron del centenar y entre ellos estaba el querido camarada Gustavo Machado, a quien se le violó su inmunidad parlamentaria consagrada en la moribunda de 1961. Gustavo fue detenido en el Aeropuerto de Maiquetía, cuando regresaba del exterior. Huelga decir que la ola represiva fue una consecuencia del Porteñazo.
05 de junio de 1972. Día mundial del ambiente. Establecido por la Asamblea General de la Organización de las Naciones Unidas, para marcar el inicio de la Conferencia de Estocolmo sobre el Ambiente.
06 de junio de 1884. Nace en Villa de Cura, estado Aragua, el autor de la letra de Alma Llanera: zarzuela en un acto, de la que es parte el joropo Alma Llanera, considerado nuestro segundo Himno Nacional, y que se estrenó en el Teatro Caracas, de Caracas, el 19 septiembre de 1914. Y fue escrita para que lo interpretara una dama, por lo que la letra de ese joropo se inicia así: Yo nací en esta ribera del Arauca vibrador, soy hermana…, hermana, no hermano que es como se canta ahora, y el nombre de esa dama, en la zarzuela, y que es la hermana de la espuma, etc., es Rita. La música de esa zarzuela es del maestro Pedro Elías Gutiérrez.
Rafael Bolívar Coronado es un venezolano de excepción, como periodista fue colaborador de El Universal, El Cojo Ilustrado y El Nuevo Diario. Sin embargo, descolló como pocos en la literatura a pesar de su anonimia, anonimia que se le atribuye a una supuesta timidez, pues vivía con la certidumbre de no tener éxito en el campo de la literatura, lo que lo obligaba a la referida anonimia, se cree que llegó a utilizar 600 seudónimos. Era tan bueno escribiendo (para mí) que no se sabía que él copiaba los estilos de otros autores, por supuesto, y que escribía las obras de él, como si fueran de escritores de nombradía y firmaba por ellos, sin que nadie se percatara de tal cuestión.
Al ser descubierta esta costumbre de Bolívar Coronado, se creó una gran confusión, con el repudio de la crítica literaria y de los bibliotecarios. Se dice que el descubridor de tal añagaza fue Rufino Blanco Fombona, pues, también se dice que, Bolívar Coronado, negoció con la editorial de don Rufino, la venta de sus libros Letras Españolas (bajo la firma de Rafael María Baralt) y Obras Científicas (con la firma de Agustín Codazzi).
Coronado justificó su desviado proceder diciendo: Como Yo no tengo nombre en la República de las Letras, he tenido que usar el de los consagrados, porque yo no puedo darme el lujo de que me salgan telarañas en las muelas
Finalmente, quizá los jóvenes no sepan que hasta no hace mucho y en mi lejana juventud…, para que se supiera que un bonche había llegado a su fin se ponía a sonar Alma Llanera, tanto en los sitios nocturnos, como en las casas de familia.
06 de junio de 1955. Son trasladaos a Caracas los restos del gran Poeta venezolano (cumanés) desde México, donde pereció en un trágico accidente automovilístico. Andrés Eloy fue condenado al destierro por la dictadura perejimenista, y fue sepultado el día siguiente, de la llegada de sus restos, bajo estrictas medidas de seguridad.
06 de julio de 1963. En esta fecha, una Unidad Táctica de Combate (UTC) de las Fuerzas Armadas de Liberación Nacional (FALN), tomó la sede de la Misión Militar de los Estados Unidos, sita en el Country Club, y después de someter a los funcionarios de la misión, la quinta es incendiada en una operación que se llamó Daniel Mellado, quien murió en el Aeropuerto de la Carlota cuando le estalló un artefacto explosivo.
08 de junio de 1929. Un grupo de jóvenes encabezados por el camarada Gustavo Machado, en uno de los episodios más audaces de la historia los revolucionarios venezolanos, toman el fuerte Amsterdam de Willestand, apresan al gobernador Luis Alberto Frutyer, se apoderan del buque yanqui Maracaibo, en el que, con Frutyer como rehén e invaden a Venezuela el día 09, por La Vela de Coro. Las fuerzas del gobierno los enfrentan y los pone en fuga.
09 de mayo de 1899. Nacimiento del eximio Poeta venezolano, de Cumaná, José Antonio Ramos Sucre. Descendiente de Antonio José de Sucre. Un ser excepcional quien al obtener su grado de bachiller ya dominaba el latín, el francés, el italiano y el alemán. Cursa estudios de Ciencias Políticas, en la UCV, y antes de graduarse en 1917, aprovecha el cierre de la universidad para aprender griego, holandés, danés y sueco. Ejerció cargos diplomáticos en Suiza, donde pone fin a su vida en 1930… víctima del insomnio.
10 de junio de 1786. Natalicio del héroe Antonio Ricaurte, quien vio luz en Colombia, y que se sacrificó heroicamente en San Mateo. El Libertador le había confiado la defensa y cuidado del parque. Cuando una columna española irrumpe en la casa del ingenio, donde estaba el parque, Ricaurte enciende la mecha de la pólvora y se inmola, el 25 de marzo de 1814, haciendo volar el polvorín, a los españoles y a él mismo.
12 de junio de 1589. Arriba a Venezuela el quinto abuelo del Libertador, don Simón Bolíbar e Ibargüen, padre del tatarabuelo de Bolívar. Los Bolíbar son oriundos del pueblo de Bolívar, en Marquina, País Vasco, y fue este Bolívar quien cambió en su apellido la segunda B de Bolíbar, por la V de Bolívar.
12 de junio de 1964. Nelson Mandela, es condenado a cadena perpetua por sus luchas contra el segregacionista régimen de los gobiernos de Sudáfrica. Mandela fue liberado, 27 años después, en 1990.
13 de junio de 1790. Nace en Curpa, actual estado Portuguesa, en el seno de una humilde y numerosa familia de origen canario José Antonio Páez. Penúltimo hijo, de ocho, de Juan Victorio Páez y María Violante Herrera.
A los 16 años al regreso de un viaje de negocios desde Yaritagua, cuando portaba una fuerte cantidad de dinero, fue asaltado en Mayurupí, zona boscosa en el camino a Cabudare, actual estado Lara, por cuatro forajidos, logra matar a uno de ellos y pone en fuga a los demás. Ante el peligro de una venganza y la posibilidad de un juicio, se refugia en el hato La Calzada, en Barinas, donde se emplea como peón, el hato era propiedad de Manuel Antonio Pulido (a) Manuelote, que aun antes de 1810 era partidario de la causa de la separación de España.
El rudo trabajo forja las condiciones físicas y el temperamento del catire Páez, quien era insuperable en la doma y monta del caballo y en el manejo de la lanza cualidades que lo convirtieron en un audaz, recio e infatigable soldado en la guerra. A la corta edad de 19 años se incorpora a las filas de los patriotas. Páez, casa en 1809 con Dominga Ortiz, en la población de Canaguá, hoy estado Mérida.
La vida de Páez, se divide sin un ápice de dudas en dos etapas; una militar, de irrefragable heroicidad, tanta que se revela como uno de los más apreciables próceres de nuestra Independencia, en la que muestra su colosal talla de estratega, su valor inconmensurable y su gran don de mando; era uno más de sus soldados.
Y, la segunda, desde que da la espalda al Libertador y se convierte en un politiquero, tipo cuarto republicano, que se inicia atentando contra la integridad de la obra de Bolívar; la Gran Colombia. Se alía con la godarria oligárquica y vende patria, se convierte en un terrateniente y se lucra del Tesoro Público. Y en la medida que él se enriquecía, se esfumaba la posibilidad de una Patria libre y soberana. La figura de Páez predomina en la escena política venezolana hasta 1863, con la firma del Tratado de Coche. Tratado en el que la oligarquía satisface sus mezquinos apetitos y se traicionan los principios de la Guerra Federal.
13 de junio de 1859. Benito Juárez, Presidente de México, nacionalizó los bienes de la Iglesia y distribuyó sus tierras entre los campesinos. La Iglesia mexicana se caracterizaba por ser, hasta entonces, una de las principales dueña de tierras en el país.
14 de junio de 1928. Nace el Guerrillero Heroico, Ernesto Che Guevara, ejemplo de militante de la Revolución y hombre de elevadísima solidaridad humana, política y social. El Che nació en Rosario, Argentina. El Che es hijo de Ernesto Guevara y Celia de la Serna.
El inicio de su gloriosa gesta se puede datar en 1955, cuando conoce al Comandante en Jefe Fidel Castro y se alista en la expedición del Granma como médico, puesto que… hubo oposición a su incorporación como un expedicionario más. El Che fue, es y será un ejemplo de integridad revolucionaria y de respeto por sí mismo.
El 28 de diciembre de 1958, cumpliendo órdenes de Fidel, al frente de una columna del Ejército Rebelde, ataca la ciudad de Santa Clara hacia donde el dictador Fulgencio Batista, envió un tren blindado con numerosas tropas y cuantiosos pertrechos para acabar con la guerrilla. El Che y sus hombres descarrilan al tren, toman como prisioneros a todos los hombres que iban a combatirlos y se apoderan de las innumerables armas. Esta acción fue decisiva para el triunfo de la mil veces gloriosa Revolución Cubana. Dos días después, el dictador Batista huye despavorido de Cuba y el Ejército Rebelde entra triunfante a La Habana o, mejor; a La Havana.
El mausoleo del Che en Santa Clara es impresionante e imposible de describir en estas breves líneas, de una efeméride, como imposible es presentar una pequeña, por muy pequeña que sea, reseña de la vida de este hombre excepcional y único; ejemplo de honradez y de ese respeto por sí mismo que se mencionó arriba. Para que no quede duda de lo antedicho, copio dos pequeños fragmentos de su carta de despedida a Fidel:
Mi única falta de alguna gravedad es no haber confiado más en ti desde los primeros momentos de la Sierra Maestra y no haber comprendido con suficiente celeridad tus cualidades de conductor y de revolucionario. […]
Que no dejo a mis hijos y mi mujer nada material y no me apena: me alegra que así sea. Que no pido nada para ellos pues el Estado les dará lo suficiente para vivir y educarse.
15 de junio de 1813. El General Simón Bolívar, nuestro Padre Libertador, firma el Decreto de Guerra a Muerte, de cuya necesidad no había lugar a vacilaciones. Era obligado deslindar los bandos en pugna, sumar a todos los habitantes de la República a la causa de la Independencia y advertir a los adversarios de la pena a la que se exponían aun siendo indiferentes. El Libertador no podía permanecer impasible, y así lo manifestó: Tocado de vuestros infortunios, no hemos podido ver con indiferencia las aflicciones que os hacían experimentar los bárbaros españoles, que os han aniquilado con la rapiña, y os han destruido con la muerte… Ya en Mérida, antes de partir a Trujillo para desalojar a los españoles, Bolívar sentenció: …nuestro odio será implacable y la guerra será a muerte. ¡Bolívar, siempre Bolívar!
16 de junio de 1863. Nace en Valencia, estado Carabobo, el egregio pintor Arturo Michelena, autor del conocidísimo cuadro Miranda en La Carraca. Su precocidad en el arte de la pintura, es asombrosa. A los 11 años pinta de manera magistral su autorretrato y, poco después, el escritor Francisco de Sales Pérez le pide que ilustre con 12 dibujos su libro Costumbres Venezolanas. Viaja becado a estudiar en París, y cursa en el Taller del profesor Jean-Paul Laurens.
Disfruta del éxito en París, en 1887, con su lienzo L’Enfant Malade (El Niño Enfermo), al obtener el premio con la Medalla de Oro, segundo de su clase, se trata del premio más alto que se había dado a un artista extranjero. La subastadora Sotheby´s, recién logró vender ese cuadro en $ 1.350.000,00, un récord para una obra de arte latinoamericana.
16 de junio de 1822. Se produce uno de los chispazos más famoso de nuestra historia, el Libertador conoce a Manuelita Sáenz, en Quito. Mi admiración por esta original, audaz y bravía mujer y por el General Bolívar, me inhiben de escribir… sería demasiado extenso o demasiado cursi, dejaré que el historiador biográfico, por antonomasia, don Alfonso Rumazo, diga parte del porqué de eso que llamo chispazo:
No fue indudablemente la emoción corporal lo que juntó definitivamente a estos seres excepcionales, sino la potencia espiritual de ambos. Los mismos anhelos de gloria, las mismas ambiciones desmesuradas de libertad, una misma fe en la obra, un mismo sentido del sacrificio integral. Ni María Teresa, su esposa fallecida; ni Fanny du Villars, la adorada prima envuelta en las galantes encrucijadas de Versalles; ni Josefa Machado, la famosa “señorita Pepa” que decían los soldados venezolanos; ni Manuelita Madroño, en la sierra peruana, pudieron conquistar el corazón y el pensamiento y todas las facultades del Libertador. Sólo Manuela Sáenz, por la excelsitud de su mente, de su sentimiento, de su preparación y por el vigor de su carácter pudo llegar a tan encumbrada cima.
La loca Manuela, amén de montar a caballo, y ser diestra en el manejo de las armas hablaba lenguas modernas y muertas, y era versada en Tácito y Plutarco… Bolívar también.
16 de junio de 1814. El sanguinario Boves ocupa La Victoria, luego de vencer a los patriotas en la batalla de La Puerta, ya sin resistencia para ocupar a Valencia y a Caracas. Los triunfos de Boves exaltan a los numerosos enemigos de la República, que tomaron las armas para intentar dar el golpe final a los patriotas. El ejército de Boves crecía a medida que se acercaba a Caracas, de 6.000 hombres pasó a 8.000.
16 de junio de 1928. Ocurre un voraz incendio en la llamada Lagunillas de Agua, donde murieron más de tres mil personas. La cifra exacta nunca se supo porque la censura de El Bagre, Juan Vicente Gómez, no permitió dar a conocer noticias de la tragedia. La dictadura gomecista y las compañías petroleras extranjeras, fueron responsables de la tragedia porque las casas estaban construidas sobre palafitos en aguas impregnadas de una espesa nata del petróleo desprendido de los pozos petroleros.
17 de junio de 1923. Nace en San Francisco un pequeño pueblo del estado Lara, aledaño a Carora, el excelso Poeta y gran revolucionario Alí Lameda. Alí Lameda, guiado por Chío Zubillaga se inicia casi que de niño en el estudio de Marx, la Biblia, el Quijote y demás obras universales, por lo que se hizo un revolucionario precoz. El Poeta Alí Lameda, se gradúa de bachiller a los 14 años, entonces ya era revolucionario. Para obtener su título de bachiller presentó una tesis acerca del origen del universo, que complementó con una exposición. Como integrante del jurado estaba el célebre monseñor Salvador Montes de Oca, quien oyendo al jovencito le preguntó por el papel de Dios en su tesis, y el adolescente Alí le contestó: Dios no existe. Monseñor Montes de Oca lo aplazó o quiso aplazarlo, porque la intervención de su mentor y tutor don Chío Zubillaga lo salvó de ser raspado.
Alí Lameda fue, es y será uno de los intelectuales de mayor pureza del siglo XX, y de la historia, de Venezuela. Era un políglota consumado, hablaba francés, checo, polaco, coreano. Era un amante de la paz, todo un humanista y un incansable andariego. Pero no todo fue color de rosa para este gran hombre, por intrigas políticas internacionales que no vienen al caso, Alí Lameda purgó siete años de cárcel, en las más espantosas e inhumanas condiciones en Pyongyang, adonde fue a servir como traductor.
Lameda fue un prolijo y polifacético poeta, fue distinguido con diversos premios y recibió múltiples reconocimientos. Entre sus poemas distingue el dedicado al bravo Cacique Guaicaipuro; El Gran Cacique, con un fragmento de ese poema cerramos esta pobre efeméride:
Bravío era el Cacique; más que el cuerno que embiste,
más duro que el oscuro macizo de obsidiana
salvaje en que rompen gimiendo los ciclones,
más que los pedernales recónditos del suelo,
más ardiente que el fuego de rubios dentellones.
17 de junio de 1728. Se da inicio a las discusiones entre comerciantes vascos y la corona española para que opere en la Provincia de Venezuela, la Compañía Guipuzcoana. Puede decirse que esa concesión fue el germen de la Independencia, pues lesionaba los intereses de la burguesía del campo y de los mayoristas que exportaban los frutos de las cosechas, en especial del cacao, de ahí viene lo de gran cacao o grandes cacaos.
19 de junio de 1920. Se promulga la primera Ley de Hidrocarburos de Venezuela, en la que se perfecciona el concepto de Reservas Nacionales que por iniciativa del doctor Gumersindo Torres, había sido introducido en el Reglamento de la Ley de Minas de 1818. Ese concepto constituyó una trascendental disposición en defensa de los intereses nacionales, ya que le reintegraba a la Nación la mitad del área de cada lote en concesión de explotación y se aseguraba y garantizaba su participación en cada yacimiento.
Sin embargo, el tirano Gómez convirtió esa disposición en fuente para su propio enriquecimiento, el de sus familiares y amigos, repartiéndoles concesiones sobre Reservas o vendiéndolas él a través de personas interpuestas, que para negociar las ventas de las mismas a inversionistas gringos, abrieron oficinas en New York y Londres, en las que se ofrecían como si fuera cualquier mercancía.
19 de junio de 1814. El cruel y sanguinario José Tomás Boves, y su tropa de 6.000 llaneros, en su mayoría, de Cojedes, Guárico y Apure, luego de ser retrasado en La Victoria, por José Félix Ribas y sus jóvenes valientes, carga contra Valencia y exige su rendición, ante la negativa de los patriotas que se negaron a pesar de que Valencia estaba abrumada por los constantes ataques de las guerrillas realistas y de que la mayor parte de sus pobladores habían perecido en la guerra, incluso muchachos de 14 años.
Boves sitia a Valencia. El sitio dura 21 días, hasta el 10 de julio, los sitiados pasaron toda clase de penurias, una vez agotadas las provisiones y los pertrechos (piénsese que se alimentaron hasta de cueros viejos y que muchos murieron de hambre). Los patriotas acuerdan una capitulación a instancia de Boves, quien se compromete a cumplir los generosos términos ofrecidos a Juan Escalona, jefe patriota de la muy heroica plaza de Valencia, Boves juró su cumplimiento ante la hostia en la Iglesia principal.
La noche siguiente de su entrada a Valencia, los oficiales patriotas y todos los que se le antojaron… fueron pasados a cuchillo. Boves recogió a todos los hombres, pues había tomado precauciones para evitar su fuga. Todos fueron sacados de la ciudad y los fueron matando, uno a uno, a lanzazos. La sanguinaria bestia española de Boves organiza un baile para festejar su victoria, y obligó a las damas valencianas a asistir. Las pobres mujeres estaban aterrorizadas, ya que el asturiano, látigo en mano, las obligó a bailar al son del Piquirico, sin compasión de ninguna especie. La matanza duró varias noches.
19 de junio de 1993. Muere el bizarro General Elio Antonio García, un hombre justo y de rectitud intachable. Cuando presidió la Corte Marcial, fue objeto de toda clase de presiones y amenazas para que favoreciera al terrorista Luis Posada Carriles y a sus secuaces, después de que cometieron el atroz y cobarde atentado contra el avión de Cubana de Aviación donde murieron 73 personas, entre ellas, los miembros del selecto equipo de esgrima de la hermana República de Cuba. Empero, y aunque le mataron a su hijo, decidió conforme a derecho la ratificación de la sentencia condenatoria del protegido del imperio yanqui y sus socios.
El Comandante Chávez desde su prisión le dedicó al General Elio Antonio García las palabras siguientes: En el día oscurecido de su viaje a la eternidad, el destino quiso que convergieran nuestros caminos en tiempos de tormentas. ¡Gloria al General Elio Antonio García!
21 de junio de 1966. Fabricio Ojeda, aparece muerto en un calabozo del tenebroso Servicio de Información de las Fuerzas Armadas (SIFA), el gobierno a través de un comunicado informó que lo de Fabricio fue un suicidio. ¡Quién se iba a tragar ese cuento! Fabricio Ojeda era un hombre de temple, pero de gran arrojo y de una inobjetable valentía. Fabricio, como Presidente de la Junta Patriótica, que no era cualquier cosa, enfrentó a la tiranía de Marcos Pérez Jiménez, cuando como reportero cubría la fuente del Palacio de Miraflores y era militante del partido Unión Republicana Democrática (URD).
El comandante Fabricio Ojeda, renunció a su curul de diputado del Congreso Nacional (electo en 1958), para incorporarse a las guerrillas, fue hecho prisionero en el estado Portuguesa, después de un combate con unidades antiguerrilleras del ejército. Fue recluido en los calabozos del cuartel San Carlos, al año fue remitido a la cárcel de Trujillo de donde se fugó en compañía de los comandantes Lunar Márquez y Luben Petkoff; los capitanes Jesús Teodoro Molina Villegas, Omar Echeverría y otros.
Es capturado nuevamente en el litoral varguense, cuando iba a reunirse con los comandos de las Unidades Tácticas de Combate (UTC), de las FALN, entonces fue conducido esposado a una celda de aislamiento… ¿Podía suicidarse esposado, un hombre de la talla de Fabricio?
Fabricio Ojeda, era amigo del compañero Fidel y un denodado defensor de la gloriosa Revolución Cubana. La Revolución Bolivariana le rinde homenaje y lo honra dándole su nombre a un Núcleo de Desarrollo Endógeno, a una Central Hidroeléctrica y a otras instalaciones oficiales. Como muchas organizaciones revolucionarias han adoptado su nombre, dígase; Círculos Bolivarianos y demás.
22 de junio de 1926. Se instala el Congreso Anfictiónico de Panamá, un caro y viejo anhelo del Libertador que, finalmente se vio frustrado aun cuando lo convocó y se instaló en la fecha que se reseña. El concepto de anfictionía tiene el significado etimológico siguiente: la palabra αμφικτιονία, del griego αμφί, que significa ambos y la palabra griega κτίζω, que significa construir; es decir, construcción entre uno y otro, construcción o fundación conjunta.
Pero, no debe confundirse la anfictionía de la Grecia antigua que fue una liga religiosa y de pueblos, aunque devino en política, no de repúblicas. Y que fue propicia para librar guerras intestinas, así, por su índole política-militar ese concepto se desdibujó cuando los focidios vencieron a los demás coaligados y saquearon el templo de Delfos. Por lo que hubo que llamar a los macedonios con Filipo III (el padre de Alejandro Magno) al frente. Filipo vence a los focidios y cual botín de guerra los votos de Fócida le fueron transferidos a Macedonia, con las graves consecuencias que conllevó esa transacción.
La Anfictionía del Istmo de Panamá (centro del mundo) que soñó Bolívar, solo tiene en común con la de Grecia el istmo de cada una; Corinto y Panamá. El Libertador vio frustrado su anhelo desde poco antes de la convocatoria a los participantes, pues él, concibió una anfictionía circunscrita a los Americanos de lengua castellana, a la antiguas colonias de España para una coalición de repúblicas, para estrechar la amistad, fortalecer la unión y asegurar la defensa de la libertad y la soberanía de cada una. Mas Francisco de Paula Santander, vicepresidente de la Gran Colombia, y punta de lanza de la oligarquía y de las potencias extranjeras y rapaces, contraría la augusta idea de Bolívar e invita a los Estados Unidos, al Imperio del Brasil y a los reinos de Inglaterra y Holanda. Ante lo cual Bolívar en correspondencia a Páez, dice:
El Congreso de Panamá, institución que debiera ser admirable si tuviera más eficacia, no es otra cosa que aquel otro loco griego que pretendía dirigir desde una roca los buques que navegaban. Su poder real será una sombra, y sus decretos, meros consejos, nada más.
24 de junio de 1821. Se libra la gloriosa Batalla de Carabobo, que bajo la insigne conducción del genio militar del General Simón Bolívar, en la que el Ejército patriota, compuesto por 6.000 hombres, se enfrentó a las huestes españolas compuestas por algo más de 4.000 soldados, bajo el mando del Mariscal de Campo Miguel de la Torre.
Simón Bolívar había concentrado sus fuerzas en San Carlos y fuerza el enfrentamiento para obtener provecho de la superioridad numérica que de manera impecable obtuvo al ordenar, previamente, al General José Francisco Bermúdez y al Coronel Cruz Carrillo, realizar maniobras de distracción. El primero ataca a Caracas el 24 de mayo, y enfrenta a los españoles en El Calvario (hoy Parque General Ezequiel Zamora) solo para, como se dijo, distraer al enemigo que debió enviar tropas a Caracas, pues no esperaban ese ataque y se vieron obligadas a permanecer en la ciudad. Cruz Carrillo por su parte asedia al coronel español Juan Tello e impide que éste y sus soldados se unan al Mariscal Miguel la Torre, quien por el contrario debe enviarle a Tello algunos contingentes de reserva. La escena estaba servida, valga el lugar común.
El día 19, el Libertador desplaza su ejército de San Carlos hacia el campo de Carabobo. Bolívar distribuye sus tropas en tres divisiones, la primera al mando del bravo General Páez, la segunda al del General Cedeño y la tercera al del Coronel Ambrosio Plaza. El día 20 Bolívar y su ejército atraviesan El Tinaco. Y el día 23, el Padre Libertador, en Los Taguanes, pasa revista a sus tropas que, en esta ocasión, vestían sus uniformes de gala para ir a la gloriosa Batalla, que sellaría la derrota definitiva de los españoles en el sagrado territorio patrio.
Al amanecer del 24 el Libertador se ubica en una de las colinas (Buenavista) que bordean el valle y montado en el caballete de una choza observa atentamente al enemigo, y se percata que la disposición realizada por la Torre, hace inexpugnable el frente español. Pero tenía la convicción de que el triunfo era suyo. Bolívar, echa mano a una estratagema muy suya; la sorpresa. Un baquiano le había informado de una estrecha pica o trocha, prácticamente imposible de descubrir, y por ahí lanza al ataque a Páez y Cedeño, contra la retaguardia del flanco derecho del enemigo; el más vulnerable, mientras Plaza avanza contra las líneas defensivas de los españoles, ubicadas al centro.
La Torre, al darse cuenta de la maniobra ordena al Batallón Burgos cerrarle el paso a los bravos de Páez, que cuando se disponían a entrar en la sabana comienzan a ceder ante el embate español. Pero los Cazadores Británicos dirigidos por el Coronel Thomas Ildeston Ferriar, van en su auxilio y ponen en desbandada al Burgos, al Infante, y al Hostalrich que acudieron en su ayuda. La batalla se generaliza en el Campo de Carabobo, estériles son los esfuerzos de los batallones Príncipe y Barbastro, de los Húsares de Fernando VII que acudieron a apoyarlos, debido al arrojo del Centauro Páez y su caballería. Los batallones realistas fueron destrozados, La Torre recurre a lo renombrados Lanceros del Rey, pero éstos huyen despavoridos. Venezuela ya era, es y seguirá siguiendo libre…
Trágicamente, sufrimos las bajas de Manuel Cedeño, Ambrosio Plaza, Thomas Farrier, del hoy ascendido a Teniente Pedro Camejo (Negro Primero) primero porque era el ídem en los campos de batalla y de muchos otros.
Esta efeméride incompleta e insatisfactoria me obliga a expresar que mis propias limitaciones, el tiempo y el escaso espacio no ayudan. Pero, confieso que es imperdonable el no haber mencionado siquiera a una de las tantas heroínas que participaron en la Batalla de Carabobo… pero prometo resarcirlas.
No obstante, hoy en día ante la agresión gringa contra Venezuela imponiéndole sanciones extraterritoriales a Pdvsa, diré que nuestra Patria seguirá libre a costa de nuestras vidas. Los yanquis y sus socios pitiyanquis, que ni siquiera se atrevieron a suscribir, en la Asamblea Nacional, un acuerdo en defensa de nuestra Sagrada Soberanía, pero… no pasarán. ¡Patria socialista o muerte! ¡Venceremos!
24 de junio de 1960. El presidente de República Dominicana, Leónidas Trujillo (a) Chapita, planifica y ejecuta un atentado, con explosivos, contra el reaccionario, converso y vende patria de Rómulo Betancourt. Las investigaciones oficiales determinaron que entre los ejecutores estaban el Capitán (r) Eduardo Morales Luengo y Luis Cabrera Sifontes. En el atentado el Napoleón de Guatire, solo sufre quemaduras en sus manos. Pocos días antes en un acto celebrado en Guayana, Betancourt dijo: Que se me quemen las manos, si las metía en el Tesoro Público. Y ya ven; Dios castiga…
25 de junio de 1835. Muere la que fuera madre y padre de Bolívar. Como se lo expresó a su hermana María Antonia, cuando en 1825 le dice: …te pido que le des todo lo que ella quiera, para que hagas por ella como si fuera tu madre. Su leche ha alimentado mi vida y no he conocido otro padre que ella.
26 de junio de 1908. Nace, en Valparaíso, el compañero Salvador Allende Gossen, Presidente de Chile desde el 4 de noviembre 1970, hasta el 11 de septiembre de 1973, cuando fue derrocado por un golpe producto de una conspiración encabezada (conspiración que comenzó aun antes de resultar electo) desde el exterior por parte de los Estados Unidos, en las personas del presidente Richard Nixon, el secretario del Departamento de Estado Henry Kisinger, el director de la CIA Richard Helms, empresas como la International Telephone & Telegraph (ITT). En lo interno; el ultra derechista Partido Nacional, el fascismo más puro de Patria y Libertad, incluso los reaccionarios de la democracia cristiana, pasando por las logias militares que finalmente dieron al traste con el gobierno democrático, popular y revolucionario. Allende enfrentó toda clase de zancadillas y maniobras por parte de la poderosa derecha chilena e incluso por parte de gente nuestra que cometieron la apostasía de irse a la oposición…, como parece que está pasando en nuestra Revolución.
Es doloroso decirlo pero la ingenuidad de Allende también jugó su papel, tanta que el aciago día del golpe manifestó compasión por Pinochet, pues creyó que podía ser víctima de los golpistas… y el golpista era él; Pinochet.
El compañero Allende, médico de profesión, era militante del Partido Socialista y fue candidato de la Unidad Popular al resultar electo. Gobernó con un congreso en franca minoría que saboteó y torpedeó todas las iniciativas de Allende. Es demasiado lo que habría que decir de Allende, su gobierno y el golpe que lo derrocó, para efectos de esta efeméride nos detenemos aquí.
26 de junio de 1961. Se produce, en la ciudad de Barcelona, estado Anzoátegui, una intentona para derrocar al servil de Rómulo Betancourt.
27 de junio de 1817. Se completa el arsenal de los patriotas con la puesta en circulación del semanario sabatino el Correo del Orinoco, que fundó el Libertador, en Angostura, para servir a la Independencia contra el imperio español. Igual haría Bolívar en Quito y Lima, fundar sendos periódicos. El Libertador hace traer la imprenta de Jamaica y el impresor del Correo del Orinoco, fue Andrés Roderick.
En 1964, el camarada Guillermo García Ponce, entonces parlamentario por el Partido Comunista de Venezuela, propuso, desde el cuartel San Carlos en Caracas (donde permanecía preso acusado de rebelión militar), que el Día del Periodista se celebrara el mismo día en que salió por primera vez El Correo del Orinoco. La Convención Nacional de Periodistas, reunida en Valencia, aprobó la moción del camarada García Ponce, por unanimidad, es por ello y en conmemoración de la importancia que tuvo el Correo del Orinoco, que el 27 de junio se celebra en Venezuela el Día Nacional del Periodista.
El periódico Correo del Orinoco fue relanzado en 2009 por el Comandante Presidente Hugo Rafael Chávez Frías, bajo la coordinación de la Lic. Vanessa Davies. Que tiene como lema el pensamiento de Bolívar: La artillería del pensamiento.
27 de junio de 1870. Guzmán Blanco decreta la obligatoriedad y gratuidad de la Instrucción Pública.
29 de junio de 1954. Los Estados Unidos organiza un ejército de mercenarios contra el gobierno democrático presidido por Jacobo Árbenz, que es derrocado, en un día como el que se reseña.
Nos vamos a limitar a señalar que el motivo que alegaron los gringos, aparte de la consabida y ridícula cantaleta del comunismo, fue que Árbenz enfrentó a los terratenientes y, en particular, a la empresa bananera yanqui United Fruit Company, cuyo socio y abogado era nada menos que Allen Dulles, quien, además de ser director de la CIA, era hermano de John Foster Dulles, secretario del Departamento de Estado.
El gobierno de Árbenz, tenía la meta de llevar a cabo una reforma agraria, por lo que decide, entre otras medidas, la expropiación de la bananera antedicha y para fijar el monto de dinero a pagar por la expropiación, toma como referencia el valor en libros, de los libros de contabilidad de la misma United Fruit Company, cuestión que no fue aceptada por el gobierno estadounidense…
29 de junio de 1919. Muere el Siervo de Dios José Gregorio Hernández, atropellado por un automóvil, en la caraqueña esquina de Amadores. José Gregorio, como se le nombra popularmente, no ha gozado del beneplácito del Vaticano, que a penas lo ha nombrado como venerable y espera desde 1949, cuando se inicio el proceso de beatificación y canonización, tiene, pues, más de 60 años esperando, sin embargo, es santo para el pueblo venezolano.
Uno ve hasta con escepticismo la elevación a los altares de Carol Wojtyla, quien fue objeto de una canonización… exprés se cansa uno.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada